Armadores paraguayos rechazan responsabilidad del remolcador de su país en la tragedia del Paraná de las Palmas

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

alt

El diario asunceño ABC Color se hizo eco el miércoles (16 may 2012) de una severa réplica del Centro de Armadores Fluviales y Marítimos del Paraguay (Cafym) a las acusaciones argentinas por el accidente del sábado en el río Parana de las Palmas, a la altura de Zárate-Campana, en la cual se responsabiliza al arenero argentino de navegar en horas nocturnas cuando, asegura, solo debe hacerlo a la luz del día. También tiene severos términos contra el Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU). 

El artículo completo de ABC Color, con la postura de los armadores paraguayos es el siguiente:

Si bien es cierto que la tecnología para la navegación ha evolucionado en gran medida en los últimos años, todos los cuidados que se tomen para armonizar el cruce de embarcaciones en el río son importantes, según un vocero del Centro de Armadores Fluviales y Marítimos del Paraguay (Cafym).

Precisamente, acaba de ocurrir otra tragedia en la Hidrovía con la colisión entre un remolcador paraguayo y un buque arenero argentino, con la dolorosa consecuencia de pérdidas de varias vidas humanas. De acuerdo a nuestra fuente, este hecho requiere una profunda investigación, de manera a extraer elementos que verdaderamente sirvan a los efectos de armonizar la navegación cada vez más profusa.

 

 

“Lastimosamente, de buenas a primeras, sectores sindicales de la Argentina, específicamente del tristemente célebre Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU), lanzaron temerarias acusaciones contra los tripulantes y los armadores paraguayos”, manifestó preocupada nuestra fuente.

 

 

Sin embargo, advirtió que las acusaciones hay que comprenderlas en el marco del resentimiento de los argentinos por no habérseles permitido destruir la flota paraguaya en la Hidrovía, tal como era su propósito original para que ellos pudieran plantar aquí su bandera.

 

 

El vocero del Cafym señaló que también se podría cuestionar qué hacía un buque arenero en el canal de navegación en horas nocturnas, más aun cuando testimonios de gente que estuvo ahí dan cuenta que los tripulantes de dicha embarcación ni siquiera estaban vestidos con la indumentaria de trabajo.

Según experimentados marineros, las areneras deben “encostarse” una vez entrado el sol, a fin de dejar libre el canal de navegación, cosa que no ocurrió en este caso. La embarcación que navega por el canal principal del río tiene “preferencia de paso”. “Se puede pensar en este caso, a primera observación, que el buque arenero estaba a esa hora en un lugar totalmente inadecuado”, dice la fuente.

Caso Guyratí

Cabe recordar que hace poco tiempo atrás, en Guyratí se tuvo otro caso de colisión, cuando el buque argentino Polaris, dada la impericia de sus tripulantes, ocasionó también un accidente de suma gravedad.

Los navieros locales entienden que, más allá de todo, es urgente que se investigue en profundidad el accidente en Zárate, pues es una muestra de lo que puede ocurrir con más frecuencia con el incremento de la navegación en la hidrovía.

Algunas previsiones señalan que para el 2020 se podría duplicar el flujo de embarcaciones en el río con respecto a hoy. Eso lleva a pensar en una enorme cantidad de embarcaciones navegando al mismo tiempo por las aguas de la Hidrovía. “Es urgente ordenar la navegación de la Hidrovía y para eso necesitamos instituciones fuertes y funcionarios capaces”, dijo un empresario del sector.

 

 

Acotó que es necesario que el río tenga condiciones óptimas de navegabilidad durante el año entero, las 24 horas del día, pero con reglas de navegación que sean promovidas de manera armónica, con el fin de evitar tragedias que, como en este caso, sirven más de pretextos para remover resentimientos de sindicalistas malintencionados que como lecciones de las que se deben obtener experiencias en la búsqueda de soluciones definitivas.

 

Entre los mayores sistemas

 

La Hidrovía Paraná-Paraguay es uno de los mayores sistemas navegables del planeta, con una extensión de 3.442 Km navegables, más 250 km hasta el ingreso marítimo, y se extiende desde Puerto Cáceres (Mato Grosso-Brasil) hasta Nueva Palmira (Uruguay). Se trata de la mayor arteria de comunicación fluvial y de transporte para los países que la comparten: Argentina, Bolivia, Brasil, Paraguay y Uruguay. Actualmente por la Hidrovía transitan al mes alrededor de 500 embarcaciones, las que se utilizan para el transporte c

ImprimirCorreo electrónico

Are you looking for the best website template for your web project? Look no further as you are already in the right place! In our website templates section you will find tons of beautiful designs - for any kind of business and of any style. You are in a unique place - join us today BIGtheme NET