Prefectura ejerce una "vigilancia permanente" en la zona de exclusión argentina

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

La vigilancia de la Prefectura Naval Argentina sobre la zona económica exclusiva es permanente, mientras que es frecuente el intento de pescar ilegalmente por parte de buques de otros países que navegan en aguas aledañas a las Islas Malvinas -muchas veces bajo permisos que les otorga el Reino Unido-, informaron fuentes de la Subsecretaría de Pesca.

 

"Navegan en busca sobre todo del calamar, un producto de gran valor comercial en el mundo por la calidad de la carne, y cruzan el límite de la zona de exclusión económica a pesar del proceso legal y administrativo que conlleva una multa de 10 millones de pesos, después de ser detectados por la Prefectura", señalaron fuentes de esa cartera que prefirieron guardar el anonimato.

Como ocurrió con el buque chino hundido este martes por la PNA, alrededor de 400 pesqueros ilegales suelen traspasar cada año el límite de la zona exclusiva mientras están pescando en el mar argentino, muchas veces -según las fuentes consultadas- beneficiados por un permiso que les otorga el Reino Unido a cambio de un canon, lo que provoca un perjuicio a la actividad pesquera nacional.

Según informaron a Télam desde la PNA, el poder de policía que ejerce en las aguas nacionales es permanente, porque de la costa hasta la milla 12 no puede navegar ningún barco extranjero, pero entre la milla 12 y la 200 -la zona económica exclusiva argentina- se permite la navegación pero se prohíbe expresamente la pesca.

Por esa razón, la PNA debe evitar la pesca ilegal pero sin impedir el ingreso de las embarcaciones a la zona exclusiva, lo que obliga a la fuerza a ejercer un control riguroso y permanente.

La resolución 973/97 del Ministerio de Agricultura y Pesca de la Nación establece que "solo pueden ejercer la pesca en las 200 millas de navegación los buques autorizados", que son los de empresas y bandera argentinas.

En tanto, respecto a la pesca del calamar, la norma restringe la actividad al período que va "del 1 de febrero y el 31 de agosto, cuando la especie se halla migrando sobre la plataforma continental", mientras que "entre setiembre y enero se aplica una veda destinada a proteger a los juveniles".

Pero la pesca ilegal que se realiza en aguas internacionales (después de las 201 millas) no se atiene a ninguna restricción y por eso se la considera doblemente perjudicial: además de disputarse el mismo producto con el país autorizado para hacerlo, genera un daño desde el punto de vista biológico a las especies.

De hecho, aunque a partir de la milla 201 se considera que la pesca no es ilegal porque la captura se realiza en aguas internacionales, las fuentes de la Subsecretaria de Pesca advirtieron que esta actividad es nociva a nivel de la biología ya que las capturas son excesivas.

Además, "la zona de exclusión económica no es una arbitrariedad de un país sino el contrato que establece la normativa internacional para todos los países", aclaró la fuente consultada por Télam.

A partir de 1978, se intensificó la demanda externa del calamar y los buenos resultados obtenidos alentaron el arribo de flotas extranjeras de ultramar, especialmente de Polonia y Japón.

Por la Ley Federal de Pesca (Ley 24.922) la pesca ilegal es sancionada por vía administrativa con una multa de 10 millones de pesos, y la apertura de un proceso en la Justicia Federal.

El hundimiento del pesquero chino -12 días después de la persecución de cuatro días con disparos incluidos al Hua Li 8, otro barco ilegal de ese país- que fue hallado ayer en la zona de exclusión provocó que hoy el gigante asiático pidiera al gobierno argentino que investigue de manera inmediata el accionar de la Prefectura.

De acuerdo a la PNA, el buque chino pescaba ilegalmente dentro de las 200 millas marinas, zona de explotación económica exclusiva nacional, y tras varias advertencias le dispararon "tiros a la proa" mientras la embarcación asiática intentaba emprender la huida.

En la causa interviene el Juzgado Federal de Primera Instancia de Rawson, a cargo de Hugo Ricardo Sastre, en conocimiento de la Cancillería y del consulado de China.

Entre 1990 y el 2013 la Armada Argentina capturó 19 barcos que pescaban en forma ilegal en aguas territoriales argentinas, siete de ellos de Taiwán, cuatro de China, tres de Corea, dos de España, dos de Japón y dos de Polonia.

 

Fuente: Agencia Télam

 

ImprimirCorreo electrónico

Are you looking for the best website template for your web project? Look no further as you are already in the right place! In our website templates section you will find tons of beautiful designs - for any kind of business and of any style. You are in a unique place - join us today BIGtheme NET